Autora: ANNA LEÓN | Redactora de Cataluña Económica

En ventas y atención al cliente, pero también en TIC

Por detrás de Madrid, Cataluña crea ocupación a un ritmo superior al del resto de comunidades autónomas. Durante el año 2017, Infojobs se hizo eco de más de 740.000 ofertas en territorio catalán, registrándose un incremento del 25% respecto al año 2016. El mercado laboral se diversifica y empiezan a ganar peso en vacantes relacionadas con la informática, las telecomunicaciones y el Big Data.

En abril, la plataforma Infojobs registró 83.723 ofertas para trabajar en Cataluña, casi 20.000 vacantes más que en el mismo periodo del año anterior, según su Análisis de Indicadores del mes de abril. Unas cifras que invitan a “ser optimistas”, ya que confirman la dinámica alcista de creación de empleo que se da en la comunidad autónoma desde hace cinco años, según la directora de Infojobs, Dominique Cerri. “El mínimo histórico de vacantes se produjo en el año 2012, en plena crisis económica, cuando se divulgaron únicamente 191.909 ofertas de trabajo. Desde entonces, el número ha ido creciendo, alcanzando las 500.000 vacantes hace tres años. Fue entonces cuando se superaron incluso los niveles de ocupación del año 2008, justo en el umbral de la crisis”, rememora. “El año 2017 –continúa Cerri– nos dijo adiós con más de 700.000 vacantes publicadas en nuestra plataforma. Exactamente, más de 740.000 ofertas, lo que representó un crecimiento del 25% comparado con el año 2016. En lo que llevamos de año, las cifras siguen siendo buenas y creemos que esta dinámica tendrá continuidad en los próximos meses”.

UNO DE CADA CUATRO, EN CATALUÑA

Desde Infojobs confirman que uno de cada cuatro contratos cerrados a través de esta bolsa de empleo online, se firman en la comunidad autónoma catalana. Es decir, 370.000 nuevos contratos a 31 de diciembre del año 2017. “En Cataluña sucede lo mismo que en el resto de España durante los últimos años. Nosotros cerramos 1,5 millones de contratos en el conjunto del país a través de nuestra plataforma a finales del año 2017, un 24% más que en el ejercicio anterior”, afirma la directora general de Infojobs.

En cuanto a la modalidad de contratación, el 34% de las ofertas anunciadas ofrecían contrato indefinido en Cataluña; por encima del 30% registrado a nivel nacional. “Además, el salario bruto promedio para las vacantes en territorio catalán se situaba, en el año 2017, en 23.565 euros anuales, con un crecimiento del 1% respecto al año anterior y 234 euros por encima del salario medio a nivel nacional”, explica.

LAS TIC SUBEN POSICIONES

Si nos remontamos a un año atrás, las vacantes con más empleo ofertado correspondían a puestos de trabajo transversales que toda compañía necesita cubrir. Empleos en las áreas de comercial, ventas y atención al cliente. No obstante, las cosas empiezan a cambiar y los puestos vinculados a la informática y las telecomunicaciones siguen creciendo debido a las necesidades que tienen las empresas de cubrir vacantes en un mundo cada vez más digital, en opinión de la directora general de Infojobs. Igualmente, el sector turístico impulsa este crecimiento laboral, dado que España batió récords en turismo internacional durante el año pasado, con Cataluña como destino más visitado. Por último, el sector logístico aporta también su grano de arena, avalado por la contratación de suelo logístico que muchas empresas realizan en nuestro país.

Ello no justifica que sectores como informática y telecomunicaciones tengan más dificultades para hallar talento adecuado a sus necesidades. La razón principal es la falta de demanda especializada, ya que todavía no se da una formación reglada en estos ámbitos o se detectan pocos profesionales con la experiencia necesaria. Y es que hablamos de trabajos que apenas se ofertaban 10 años atrás. En este sentido, Dominique Cerri puntualiza: “Actualmente, existen profesiones muy vinculadas a la innovación y la tecnología que generan excelentes oportunidades de empleo, dado que hay mucha oferta y pocos profesionales formados. Algunos ejemplos son analista de datos, data scientist, especialista en seguridad y en robótica, programador móvil, cloud computing y desarrollador de soluciones Big Data. Estos trabajos se remuneran a partir de 30.000 euros brutos anuales”.

Como ya hemos mencionado, Infojobs publicó 83.723 ofertas para trabajar en Cataluña durante abril, distribuidas en tres ámbitos principales: atención a clientes (18,5%), comercial y ventas (18%) e informática y telecomunicaciones (9%). Otros sectores que también canalizaron una gran cantidad de vacantes fueron profesiones, artes y oficios (7,5%) y turismo y restauración (7%). “En la región son especialmente relevantes las empresas del sector tecnológico que experimentan un crecimiento importante desde hace unos años, así como el empleo que deriva del turismo “, resalta Cerri.

En referencia al perfil de los candidatos, el 35% de los profesionales inscritos en al menos una vacante tenían estudios universitarios o superiores, mientras que el 28% poseían un ciclo formativo. Cerri valora también la experiencia de los candidatos: “Nos llegan perfiles con una trayectoria media larga en el mundo laboral, el 34% afirma contar con más de 10 años de experiencia y el 18% entre 5 y 10 años”.

UNO DE CADA CINCO, AUTÓNOMOS

El peso relativo de las ofertas para autónomos se mantiene en el 4% en Infojobs, aunque en términos absolutos se observa la cifra más alta de los últimos años. “En el año 2017 se difundieron 10.148 puestos de trabajo más que en el ejercicio anterior, hasta un total de 75.152 ofertas “.

Uno de cada cinco trabajadores son autónomos, por lo que se prevé un aumento de oportunidades y nuevos proyectos para ellos, cerca del 17% del total del empleo. La afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) aumentó un 0,42% (2.326 trabajadores por cuenta propia más) el pasado mes de abril en la comunidad autónoma. En la actualidad, el número de afiliados es de 552.359, cifra que consideran “positiva“ desde PIMEC, patronal que agrupa a las micro, pequeñas y medianas empresas y autónomos de Cataluña. “Es un ejemplo muy claro del dinamismo de la economía catalana. Este dato que me parece muy ilustrativo: se crearon 1.764 sociedades y se disolvieron 152 durante el pasado mes de abril. Para valorar si son suficientes o no, quizás es útil constatar que estamos algo menos del 8% por encima del mínimo y por debajo del máximo históricos. Me refiero a los años 2008 y 2013 respectivamente”, afirma Miquel Camps, presidente de Autónomos de PIMEC.

Cataluña, y especialmente la ciudad de Barcelona, es una región de fuerte tradición emprendedora, de ahí el notable peso de los autónomos. “En Barcelona creció casi un 12% el número de empresas sin asalariados desde el pico de la crisis, en el año 2011, hasta el 2015. Recientemente, el emprendimiento relacionado con la economía digital, y las expectativas que está creando la llegada de empresas de base digital (o divisiones digitales de multinacionales) a la Ciudad Condal es relevante. No obstante, es innegable que el colectivo de autónomos aumenta debido a lo que podríamos denominar ‘emprendimiento forzado’, por parte de personas mayores de 50 años que no hallan oportunidades adecuadas en el mercado laboral por cuenta ajena”, reconoce Camps. El retrato robot del autónomo actual sería el de un hombre de 50 años, que trabaja en los siguientes sectores: comercio, reparación de vehículos, servicios y actividades profesionales, científicas y técnicas. Sin empleados a cargo, tiene educación superior o como mínimo secundaria. “Dos de cada tres autónomos son hombres, aunque este colectivo se está feminizando cada vez más. Afortunadamente, se aprecia que crece el porcentaje de mujeres en todas las franjas jóvenes de edad”, asegura el presidente de Autónomos de PIMEC. Barcelona y Girona se llevan la palma en número de afiliados con 395.517 y 63.149, respectivamente. El mayor dinamismo de sus economías y su densidad empresarial tienen mucho que ver en ello.

Desde PIMEC instan a que se apueste por las nuevas tecnologías asociadas a la industria 4.0 (digitalización, producción aditiva, etc.). En este sentido, recuerdan que Cataluña es la primera región del mundo en generación de startups relacionadas con el Big Data. “Tenemos una gran oportunidad en este campo, que contiene uno de los factores de generación de productividad del futuro”, aconseja Camps.

POSIBLE RÉCORD EN VERANO

A mediados del pasado mes de mayo, Randstad Research hacía públicas sus previsiones para esta campaña de verano en Cataluña. La compañía de recursos humanos adelantaba una temporada récord, por encima de las 88.000 contrataciones. Es decir, un 10,5% más respecto a los contratos firmados durante los meses de junio, julio, agosto y septiembre del año 2016, cuando se superaron los 79.000. Este aumento de la contratación se producirá en todas las provincias catalanas, aunque los porcentajes más altos se darán en Girona (16,6%) y Lleida (13,6%). “Barcelona y Lleida han experimentado campañas muy buenas durante años, por lo que ahora el crecimiento es menor”. Así lo cree Valentín Bote, director de Randstad Research, quien aclara a qué se deben estos buenos augurios: “La reactivación de la economía, la recuperación del mercado laboral y las buenas previsiones para este año de diferentes organismos, como el Banco de España o el FMI, generan un clima adecuado para que las compañías incorporen perfiles con los que satisfacer los incrementos de demanda derivados de la temporada de verano”. Los sectores más demandados serán el comercio, la hostelería, el transporte y el entretenimiento.

MENOS PARO EN CATALUÑA, MÁS EN EL CONJUNTO DE ESPAÑA

Los datos del primer trimestre de la Encuesta de Población Activa (EPA), publicados a finales de abril, rubrican que el paro baja en Cataluña mientras sube en el conjunto de España. Aunque el primer trimestre no es muy bueno para la ocupación, 20.600 personas hallaron trabajo en la comunidad autónoma, por lo que el número de desempleados se quedó en 458.700. La tasa de paro se situó en el 12,19%, con Tarragona a la cabeza (15,84%), seguida por Girona (14,05%), Barcelona (11,55%) y Lleida (10,55%).

Por el contrario, se calcula que 124.000 personas perdieron su puesto de trabajo durante los primeros tres meses del año en España, según la EPA. A nivel estatal, la población activa se sitúa en 18,87 millones de ciudadanos y la tasa de paro alcanza el 16,74%.

El paro bajó, sobre todo, en Cataluña (20.600 desempleados menos), Canarias (18.000) y la Comunidad de Madrid (10.300). En resumidas cuentas, el mercado laboral catalán es dinámico y hace méritos para convertirse en uno de los motores del Estado.