La Asociación Europea para la Transición Digital (AETD) ha lanzado su propia campaña, ‘Salva tu zona’, que ya están apoyando otras localidades.

Redacción

El comercio local en Barcelona está viviendo una tendencia recesiva desde hace tiempo, y esta situación se ha agravado con la pandemia, con decenas de locales cerrados en las principales calles comerciales y muchos puestos de trabajo perdidos. En este contexto, la Asociación Europea para la Transición Digital (AETD), que promueve la soberanía digital y ciudadana de la Unión Europea, ha lanzado en la ciudad la campaña ‘Salva Tu Zona’, cuyo objetivo es animar a los ciudadanos a elegir el comercio de proximidad en sus compras por navidad, frente a las grandes plataformas de comercio electrónico.

‘Salva tu zona’ es una iniciativa europea que se ha lanzado de forma simultánea en cuatro Estados de la UE: España, Francia, Alemania e Italia. La AETD ha solicitado, mediante cartas explicativas, la implicación directa de los alcaldes de diferentes municipios, que considera imprescindible para que esta campaña alcance su objetivo. El Ayuntamiento de León ha sido uno de los primeros en manifestar su apoyo a esta campaña, uniéndose así a los pronunciamientos de otras ciudades como Barcelona, París y Grenoble.

La AETD está repartiendo, tanto en castellano como en catalán, pegatinas con el logo de la campaña. Cualquier gremio o comerciante de la ciudad que desee estos identificativos los puede solicitar a través del correo info@digitalforeurope.eu, así como compartir sus historias y reivindicaciones en los canales sociales de la campaña en Twitter Facebook.

Una situación crítica que requiere un impulso institucional

En España, durante estos nueve meses de pandemia, los comercios de proximidad no han dejado de acumular pérdidas que ponen en peligro su supervivencia. Unos 67.500 establecimientos –el 15% del total– han echado ya el cierre, según datos de la Confederación Española del Comercio (CEC). Paralelamente, los gigantes del comercio electrónico han reforzado su dominio del mercado y alcanzado hitos históricos de facturación.

“Muchos comercios de proximidad no se juegan cerrar mejor o peor el ejercicio. Se juegan la supervivencia. Si este tipo de comercio queda reducido a la marginalidad, algo hacia lo que nos encaminamos, pierden las ciudades y pierden los ciudadanos. Menos empleo, menos ingresos fiscales, menos atractivo turístico, menos diversidad, menos vida en las calles. Cientos de miles de familias viven en Europa del comercio local y dependen de dónde los ciudadanos decidan comprar en los próximos meses”, explicaba Ricardo Rodríguez Contreras, presidente de la AETD, en la carta dirigida a los alcaldes.

Para la AETD, Europa debe reaccionar antes de que sea demasiado tarde, pero para ello se necesita un impulso institucional. Es cierto que los comercios urbanos están realizando una enorme labor de adaptación y muchos se pueden considerar ya un caso de éxito por su facturación en el comercio electrónico, pero para esta asociación sigue siendo fundamental un modelo más equilibrado de transformación en el comercio electrónico y, al mismo tiempo, que los pequeños comerciantes se vean apoyados por las instituciones. “La ventaja competitiva de los gigantes de comercio electrónico es tan grande y voraz que no puede considerarse justa. No se trata de renegar del comercio electrónico, pero sí reconocer que estas plataformas todopoderosas operan en condiciones injustas para los demás porque ellos han creado las reglas con su poder financiero”, concluye Rodríguez en la carta.

Manifiesto fundacional de la AETD